El mercado del LED ha comenzado a crecer y ahora hay una mayor gama de productos de donde elegir, De seguro queréis comprar alguno, el lío es que los encontráis todos iguales y no sabéis muy bien sus diferencias y ventajas. Pues despreocúpate, habéis llegado al lugar adecuado

 En esta ocasión, estudiaremos las diferencias entre 3 tipos de luminarias LED:

  • LED SMD (surface mounted device)
  • LED COB (chip on board – chip en la placa)
  • MICROLED

Siendo todas tecnología LED, funcionan de manera similar, la diferencia radica en la propia construcción de la luminaria y en la forma en la que están diseñadas para disipar el calor generado por la iluminación. La gestión térmica de la luminaria es esencial para garantizar la duración y el correcto funcionamiento de una lámpara LED

El calor generado  por las luminarias siempre se emite en dirección contraria al haz de luz, lo que quiere decir que el calor va directo a la parte trasera de la luminaria donde se encuentra el chip. Por ello es necesario disipar el calor generado correctamente para evitar el sufrimiento del chip y que repercuta en su rendimiento. 

Encapsulado LED

Tanto el MICROLED como el LED COB están construidos como una matriz de LED’s, es decir una concentración de LED’s en una pastilla recubierta de silicona. Gracias a tener insertados multitud de LEDs en un mismo encapsulado, los LED COB (chip en la placa) y los MICROLED tienen una gestión del calor mucho mejor que las luminarias LED SMD. Esta gestión además de optimizar la gestión del calor, soporta largos periodos de actividad, lo que los hace que los MICROLED y LED COB especialmente propicios para su instalación en lugares de trabajo donde se requiere largas horas de encendido.

Las luminarias con LED SMD (surface mounted device) al estar encapsuladas superficialmente con una resina, suelen más indicadas para instalarse en lugares de menor exigencia como zonas de paso o para cuando sea necesaria una luz tenue. El chip LED SMD puede alcanzar altas temperaturas cuando no se gestiona adecuadamente.

MICROLED y LED COB

  • Tienen un rendimiento lumínico de hasta 120 lúmenes/vatio, dos veces más que un SMD
  • Ángulo de apertura de hasta 160º
  • La intensidad lumínica es mayor sin necesidad de concentrar tanto el haz de luz
  • Mayor durabilidad al no necesitar un circuito eléctrico para su funcionamiento
  • Luz multidireccional sin deslumbramiento
  • Mejor gestión de las fluctuaciones eléctricas

LED SMD

  • Rendimiento lumínico entre 60-70 lúmenes/vatio, la mitad que los LED COB
  • Ángulo de apertura de hasta 360º ya que los LEDs se pueden distribuir por toda la luminaria.
  • Si se daña algún LED existe un dispositivo que los suple para que el resto funcione sin problemas.
  • No están diseñadas para estar continuamente encendidas, ya que genera mucho calor y podría afectar a su rendimiento
  • Gracias a la distribución de LED por la luminaria y combinando los tres LEDs de colores primarios se pueden crear diferentes colores
  • Al no llevar filamentos son muy resistentes a golpes y movimientos
  • Emite luz unidireccional exclusivamente, por eso es adecuada para las viviendas.

Eso es todo lo que necesitáis saber. Recordad que para un mayor rendimiento y duración debéis elegir la luminaria LED adecuada a las necesidades del espacio.